Entradas etiquetadas: familia

Piedra sobre piedra

A Josiño. En inscripciones desleídas juegan los apellidos a repetirse roída piedra de la desdicha piedra sobre piedra sobre piedra la cuarta parte de la carga vencía el hombro de tu hermano, sentí sus pies vacilar en las losas apretadas

Piedra sobre piedra

A Josiño. En inscripciones desleídas juegan los apellidos a repetirse roída piedra de la desdicha piedra sobre piedra sobre piedra la cuarta parte de la carga vencía el hombro de tu hermano, sentí sus pies vacilar en las losas apretadas

Vieille dame

A Maruja F. S. Vuelve a oír pasos de su madre voces que hace tiempo se fueron y las llama pregunta por ellas quiere irse a casa tubos como venas de crucificado se descuelgan de las muñecas y una pinza

Vieille dame

A Maruja F. S. Vuelve a oír pasos de su madre voces que hace tiempo se fueron y las llama pregunta por ellas quiere irse a casa tubos como venas de crucificado se descuelgan de las muñecas y una pinza

Retirada

Bostezan los contenedores. Llegan altivas las buscadoras de despojos y hay besos de despedida, manos que recogen trastos, música de chiringuito. Hay cuerpos desnudos rebozados, pequeños salvajes que aún gatean. A caballo sobre la cadera de un titán, una niña

Retirada

Bostezan los contenedores. Llegan altivas las buscadoras de despojos y hay besos de despedida, manos que recogen trastos, música de chiringuito. Hay cuerpos desnudos rebozados, pequeños salvajes que aún gatean. A caballo sobre la cadera de un titán, una niña

En este pueblo (XVIII)

En este pueblo todavía se vende el chocolate por libras. El aroma del cacao impregna el aire los días que los hijos de David prenden las cepas de urz y ponen a girar la tostadora. Con el oficio sabido y los

En este pueblo (XVIII)

En este pueblo todavía se vende el chocolate por libras. El aroma del cacao impregna el aire los días que los hijos de David prenden las cepas de urz y ponen a girar la tostadora. Con el oficio sabido y los